Colores que te ayudan a descansar y relajarte

Siempre hay un espacio especial en nuestra casa en el que buscamos refugio y descanso, puede ser nuestro dormitorio, una salita, ¡o inclusive el baño!  ¿Sabías que algunos colores te ayudan a potenciar esa sensación?

Pues si, los colores que llamamos “fríos” o sea, el verde, azul y púrpura son colores que se consideran relajantes y refrescantes, ya que vibran de una forma que nos sintonizan a esos sentimientos. También podemos incluir dentro de esta lista las tonalidades de gris que tienen base verde o azul y la tendencia del momento: el color lavanda. Si preferimos los colores cálidos también podríamos seleccionar algunas tonalidades de beige y rosa pálido.

Muchas culturas milenarias respaldan la teoría de que los colores nos afectan psicológicamente, por ejemplo en el feng shui se dice que los colores que representan el azul del cielo o el agua son los mas relajantes y excelentes para reducir el stress ya que desaceleran el ritmo cardiaco y bajan nuestra presión arterial.

Veamos algunos ejemplos para aplicar en nuestro hogar y crear nuestro propio refugio personal:

En conjunto con los elementos de madera y el color Botanical Print 5L3-4 este espacio nos recuerda un escondite en el bosque
En conjunto con los elementos de madera y el color Botanical Print 5L3-4 este espacio nos recuerda un escondite en el bosque Foto: House Beautiful
stylebyemilyhenderson
Los tonos lila-lavanda no necesariamente están limitados a espacios femeninos. Un espacio muy moderno con Sultry Mood 6S2-6 de Lanco. Foto: Style by Emily Henderson
¡Un perfecto tono de gris! Diamante 6G2-3 Foto:houseofgracedesign
¡Un perfecto tono de gris!
Diamante 6G2-3
Foto:House of Grace Design
¿Que tal un delicioso almuerzo de Domingo en este espacio? Color Lanco: Limestone Lighthouse 5J2-4 Foto: rubiconcnst.com
Que tal un delicioso almuerzo de Domingo en este espacio?
Color Lanco: Limestone Lighthouse 5J2-4
Foto: rubiconcnst.com

Otros tips para que tu espacio personal sea también un refugio de descanso:

1. Mantén el orden y evita el exceso de adornos y accesorios, el desorden no sólo se ve feo, también te roba energía.

2.Retira de tu espacio cualquier objeto que no te haga feliz, así mismo rodéate de objetos y memorias que te traigan una sonrisa al recordar ese momento o persona especial.

3. Decora con elementos de la naturaleza, ya que una conexión intrínseca de felicidad para el ser humano con ellos. También utiliza plantas y flores.

4. ¡Abre tus ventanas! Un lujo que tenemos la mayoría de los que vivimos en un clima tropical, podemos abrir nuestras ventanas todos los días y respirar profundamente

5. Crea espacios libres de tecnología donde simplemente disfrutes de un té, de una conversación, un hobbie o un buen libro

Toma acción y verás como estos pequeños cambios se verán reflejados en tu vida personal.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Diez + Ocho =